​“El bucle magnético es un paso hacia la igualdad”

 
Bucle Magnético en la Casa de Cultura
13/10/2020 / Bucle Magnético en la Casa de Cultura
Texto: Javi González
El salón de actos de la Casa de Cultura de Laredo se ha convertido en uno de los primeros equipamientos públicos en disponer del bucle magnético. Se trata de una tecnología que permite a las personas con problemas auditivos recibir en sus dispositivos una señal limpia, sin interferencias, del sonido de películas, conferencias o conciertos. Un salto cualitativo propiciado por una empresa comarcal: Audifonorte, con sede en Colindres. Su responsable, Pablo Mochón Pradas, celebra este paso en favor de la igualdad para mejorar la accesibilidad de personas con afecciones auditivas. 

¿Cómo fue la reacción de las personas que acudieron a probar el bucle?
Eran personas expertas, usuarios que miran con detalle este tipo de instalaciones. Pues bien. Les sorprendió lo bien que se oía, sin captar ningún ruido. Han recibido una señal limpia, sin interferencias. Les ha chocado esa perfección. Para mí, es una satisfacción ese resultado. Por tanto, podemos estar tranquilos. Cualquiera que acuda al salón de Actos del Doctor Velasco va a escuchar muy bien. 

Para muchos será la oportunidad de ir por primera vez a un cine en condiciones óptimas
Así es. Si no me equivoco, es el primer cine que lo incluye. Y te hablo no sólo de Cantabria, sino de muchas comunidades del norte de España. Sí que Madrid y Barcelona cuentan con ello, pero en otras Comunidades más pequeñas no disponen de ello. Hemos conseguido en Laredo superar a otros lugares de mayor población. Y ahora la gente de otros lugares de Cantabria  o del País Vasco podrán venir aquí a ver cine.

Muchos dirán que ya era hora
Yo estoy muy agradecido al Ayuntamiento de Laredo. Al final han luchado, han apostado por hacer funcionar esto, pensando en la accesibilidad, en la igualdad. La verdad es que, ahora mismo, veo una muy buena disponibilidad de la concejal de Cultura, Izaskun Sarabia. Muy concienciada, muy implicada en que esto funcione. Se nota esa entrega. Ahora lo que toca es promocionar, dar a conocer que ya lo tenemos. Es un proceso lento, pero poco a poco irá sonando cada vez más y los usuarios podrán disfrutar del cine, conferencias u otras actividades. Así, van a tener la oportunidad de escuchar en condiciones de igualdad a los demás. 

Llevabas detrás de este objetivo muchos años
En Laredo llevamos años insistiendo en la necesidad de solucionar este problema y dar cumplimiento a un derecho. Ya han sido varias las corporaciones a las que les hemos presentado la idea, pero no se habilitaba la partida  necesaria. Nosotros sabíamos que tarde o temprano se tenía que implantar. En Francia, Inglaterra, o Alemania, lo tienen incluso en los polideportivos. Aquí en España está costando mucho porque la gente no lo conoce. La audición es algo que no se ve, piensan que con un audífono ya se soluciona el problema. Y no es así. Hay personas que tenemos el problema de nacimiento, y los audífonos o el implante coclear ayuda, pero no ayuda al 100%. Por eso el bucle facilita ganar un porcentaje mayor de audición, sin haber un ruido o interferencia en el camino. Por ejemplo, en este caso, en el cine, los altavoces están a cierta distancia y si hay algo  de ruido, cuesta entender. Ahora, gracias al bucle, te llega una señal limpia, escuchas directamente  a  través de los auriculares o del implante. Se nota muchísimo. Es algo que existe desde hace veinte años pero falta información, conciencia. Llevo años luchando para que se instale en muchos sitios. A muchos les gusta la propuesta, pero luego preguntan: ¿Cuánta gente lo va a  utilizar? Y no dan el paso final. Falta información.

¿Qué tiene que hacer el usuario para beneficiarse de este bucle magnético?
El usuario tiene que tener una bobina en el audífono o en el implante. Es un tipo de imán, con unos hilos que rodean el audífono. La mayoría de dispositivos lo incluye. Aquellos que no lo tienen en el audífono, lo incorporan en el mando con el que lo manejan, desde donde pueden sintonizar directamente con el bucle magnético.  Los audífonos de hace siete u ocho años no lo incluían, porque se buscaba la discreción, y se usaban tamaños muy pequeños. Pero el 70% los incorpora. Quien quiera adaptarlos tiene la opción de hacerlo. En cuanto al funcionamiento, se activa de manera individual, y es manual. Lo hace uno mismo, decidiendo en qué sitios usarlo, para evitar llevarlo siempre activo y que, por ejemplo, produzca interferencias con la señal del teléfono. Se hace de forma muy sencilla. El resto de asistentes a la sala de cine no nota nada. 

¿Hay muchas personas con problemas de audición en la sociedad?
Con el tiempo se está aumentando el porcentaje de población afectada. Vivimos en una sociedad rodeada de ruidos. España es el segundo país más ruidoso a nivel mundial. Eso significa que hay personas que comienzan la pérdida auditiva a edades tempranas. Hay personas que a los cincuenta años necesitan audífonos. A partir de los 60 años estaríamos rondando el 40% de la población con pérdida auditiva notable, lo cual es bastante. También es verdad que muchos no quieren venir  a hacerse revisiones porque no aceptan que tienen pérdida de audición. Pero se recomienda hacerlas para ver como está, y también para prevenir. Lo mismo pasa con la vista, lo que pasa es que, en este caso, la gente es más consciente. Con la audición está costando más, pero los problemas van en aumento. Además, se están detectando cada vez más casos en gente joven, entre 30-40 años. Jóvenes que usan muchas horas los auriculares con la música a volumen elevado;  y contaminación acústica en el entorno laboral (jardineros, mecánicos…). Eso, tarde o temprano, se traduce en problemas.  Yo he visto muchos casos y he recomendado a esas personas que se pusieran protección para evitar riesgos. Algunos en su día no me hicieron caso y los he tenido de nuevo años después con problemas severos de audición. Tarde o temprano te perjudica. 

¿Si actuamos a tiempo podemos mejorar la audición?
Nosotros podemos prevenir. La audición perdida no se puede recuperar. Lo que sí se puede hacer es mantener el nivel que aún se conserva, y evitar que la pérdida auditiva vaya a más. Por eso son muy recomendables las revisiones anuales, que nos permiten saber si hay factores que puedan estar perjudicando en el entorno profesional, o doméstico, y a partir de ahí, actuar. Pueden usarse tapones antirruido, con filtro para escuchar conversaciones. Ese es un ejemplo. O no poner la música a alto volumen. Todo esto es prevención. 

¿Sigue dando reparo que noten que se usa un audífono?
Yo creo que hoy en día ya no pasa tanto. De hecho, tú puedes cruzarte con mucha gente en la calle que no sabes que lleva un audífono puesto. Son dispositivos bastante discretos. Los que se suelen ver son los que se llevan por encima de la oreja, y solo los utilizan aquellas personas que tienen mucha sordera. Yo ahora mismo tengo un audífono que casi ni se me ve. Esto hace años era impensable, con la pérdida auditiva que yo tengo, de un 90%, tener este audífono. Yo no me imaginaba que podría tener algo así. Pero cada vez se consigue hacer más pequeño, más discreto, a juego del pelo…. Es decir, en cuanto a la estética, podemos estar tranquilos, que apenas se nota. 

Por cierto. Hablando de barreras. La mascarilla os lo está poniendo difícil
Los que hemos nacido con problemas auditivos, hemos tenido que sobrevivir leyendo los labios, como una forma de mantener una conversación normal. Y ahora con las mascarillas nos impide tener esa información. Por  eso estamos luchando por las mascarillas transparentes. Está costando que sean homologadas. Cuando las tengamos, nos permitirán tener una comunicación más fluida. Ahora para nosotros es más difícil la comunicación, porque las mascarillas normales nos priva de ver los labios de las personas y exige que agudicemos la atención auditiva, que es precisamente la que tenemos afectada.  

¿Qué actuaciones consideras que son prioritarias para garantizar la igualdad? 
El audífono es una necesidad, no es un capricho. Cuando estamos gastando en él lo hacemos por calidad de vida. Yo insisto en que tendría que haber subvenciones para su adquisición. Al menos, que se garantice un mínimo de ayudas. Y luego, cada uno, sobre ese mínimo, si quiere gastar más, que lo costee de su bolsillo. Pero un mínimo de subvención debiera de haber. Es algo que echamos de menos. Y hace que ahora mismo muchas personas, que están muy necesitadas, no puedan tenerlo. Actualmente hay ayudas pero no son suficientes. Por ejemplo, sí dan ayudas al implante coclear, incluso del 100%, y sin embargo no dan ayudas al audífono. No se entiende bien esa diferencia. Son necesidades y deberían contar con un mínimo de ayudas. 

¿Y a nivel de equipamientos?
Los bucles magnéticos debieran instalarse en centros cívicos, en Ayuntamientos y en muchos sitios públicos. Poco a poco se está logrando. Cantabria es una comunidad en la que el presidente de implantes cocleares se está moviendo mucho para concienciar sobre esta necesidad. Yo también me muevo en esta dirección, pero en mi caso hay quienes me ven como empresa y piensan que mi objetivo es vender. La realidad es que yo soy usuario y quiero que estos equipamientos se doten de esta tecnología para que se mejore la calidad de vida de las personas con problemas auditivos. 

¿Estas inversiones tienen un mantenimiento fácil?
Sí. Son inversiones que además no son elevadas para las instituciones públicas. En Santander hemos puesto bucles en muchos sitios, incluso en algún hotel. Es la ciudad principal de la comunidad, y eso se nota. En los pueblos se van dando pequeños pasos. 

Vuestra experiencia es una garantía
Ahora mismo tengo un buen equipo, con personas muy competentes, que nos está permitiendo crecer. Llevamos trece años en marcha. El actual equipo está trabajando en varios departamentos diferentes. Por un lado, la parte de audiología, la de los audífonos, hemos avanzado en la accesibilidad, en los bucles. Luego hay otra parte, la de fabricación y reparación, que es algo que nos diferencia, porque muchos sitios no lo tienen. De hecho, en Cantabria nadie cuenta con este servicio salvo nosotros. No hay taller donde se reparen y fabriquen los dispositivos, en lo relativo a la parte de otoplastia (moldes, carcasas a medida, tapones de baño, antirruidos….). Nosotros fabricamos para profesionales a nivel nacional. Estes es un mundo en el que siempre hay cosas por descubrir y aprender. La tecnología evoluciona muy rápido. Por ejemplo, en el tema de la conectividad, casi todos los audífonos hoy en día tienen opción de conectar con dispositivos inalámbricos. Luego existe software que te permite trabajar a distancia. Todo ello nos exige estar al día. Hemos invertido en los mejores equipos clínicos para hacer una adaptación idónea para el usuario. 

¿Qué es lo más gratificante de vuestro trabajo?
Para mí lo principal es que el usuario salga satisfecho de nuestra labor. El mayor éxito es la satisfacción del cliente, darle un servicio de calidad, resolverle un problema, mejorar su calidad de vida.





 
Compartir:  Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir por correoCompartir en PinterestCompartir en Whatsapp

Tiendas, servicios y
Comercios Destacados

Compra en Laredo, hoy más que nunca, comercio de proximidad
Cargando
Un hogar ideal existe
Un hogar ideal existe
Un hogar ideal existe
Ver promo
Ver promo
Organizamos todo tipo de eventos
Organizamos todo tipo de...
Organizamos todo tipo de eventos
Ver promo
Ver promo
¿Tienes un golpe en tu coche?
¿Tienes un golpe en tu coche?
¿Tienes un golpe en tu coche?
Ver promo
Ver promo
Las mejores marcas en moda
Las mejores marcas en moda
Las mejores marcas en moda
Ver promo
Ver promo
Sólo vendemos inmuebles en exclusiva
Sólo vendemos inmuebles en...
Sólo vendemos inmuebles en exclusiva
Ver promo
Ver promo
Marisco y pescados frescos
Marisco y pescados frescos
Marisco y pescados frescos
Ver promo
Ver promo
Comments System WIDGET PACK
https://www.laredulin.com//protagonistas/el-bucle-magnetico-es-un-paso-hacia/ia1048
acolor.es - Diseño de paginas webbuscaprat.com - Guia comercial de el prat
aColorBuscaprat
Registrarse





... ...